Comunicación

No soy amigo de cambios caprichosos cuando las cosas funcionan. Por eso tardé 15 años en cambiar de coche o tuve tele de tubo hasta hace un par de años. Sin ir más lejos, el servidor que soporta este blog es un viejo ordenador del 2003.

Ondas y yo, julio 2015

Ondas y yo, julio 2015

Sin embargo, a veces, aún funcionando, las circunstancias hacen conveniente un cambio de cachivaches. Y le ha tocado el turno a la ADSL que también tenía sus años pero daba de si. Ahora con varios dispositivos wifi por casa y con chavales que no ven la tv sino vídeos en youtube, que te protestan cuando te bajas un partido de rugby desde las antípodas, he decidido saltar a la fibra óptica. Supone un cambio de proveedor y de aparatos y cables. Las probabilidades de que no funcione son altas y que me quede un tiempo sin lo nuevo y sin lo antiguo también. Así que si no está accesible este diario, no pasa nada, entra en lo probable. El viernes 6 de noviembre de 2015 es el día D.